La Universidad Nacional de La Matanza tuvo que pagar 45 millones de pesos por el suministro eléctrico.

En las últimas horas, las autoridades de la Universidad Nacional de La Matanza (UNLaM) notificaron que, en el mes de abril, debieron pagar 45 millones de pesos de luz. Otra razón más para salir a marchar el próximo martes 23 de abril, cuando se haga un reclamo multitudinario en defensa de la educación pública en nuestro país.

Lo peor es que el monto no incluye otros servicios básicos, como por ejemplo el agua o el gas, que son vitales para el funcionamiento de la UNLaM. Además, también advirtieron que las tres grandes obras que se desarrollan en el predio ubicado en San Justo atraviesan la etapa final, pero que no cuentan con los fondos necesarios para culminarlos.

Las obras que actualmente están a la espera de ser finalizadas son el Centro de Salud “Doctor Ramón Carrillo”, la residencia estudiantil y el edificio de la carrera de Odontología. Además, la segunda estructura estaría ubicada en la antigua pista de atletismo y el objetivo es albergar alumnos extranjeros que lleguen de intercambio a la universidad.

La carrera de Odontología de la UNLaM, en peligro

Para el 2025, el objetivo de la Universidad Nacional de La Matanza es incluir la carrera de Odontología en la oferta académica. Es más, la Dirección de Pedagogía dará una charla informativa a todos los interesados en el nuevo programa, el próximo miércoles 8 de mayo.

Sin embargo, la no posibilidad de terminar con las correspondientes a la construcción del edificio de la carrera pone en jaque su realización. Es que, si no tienen un espacio para poder estudiar, llevar adelante una nueva oferta académica será prácticamente imposible. De todos modos, las autoridades de la UNLaM sueñan con poder llevarla adelante.